Saltar al contenido de la página
Language: ES

Se encuentra en nuestra página internacional general. Para ver el contenido específico de cada país, por favor .

Contractors

KEIM. El oficio de fabricar pinturas para aplicadores con oficio

¡Inspire a sus clientes con la pintura más duradera y luminosa del mundo! 

Pinturas de silicato desde 1878

En los últimos 100 años, las pinturas KEIM han demostrado su fiabilidad en todas las zonas climáticas del mundo. Las raíces de nuestra empresa están en Alemania, con la sede central en Diedorf y nuestra planta de producción en Luckau. Las cortas cadenas de suministro de materias primas mejoran la huella de carbono de la empresa, al tiempo que aumentan la sostenibilidad de nuestros productos. Aquí trabajamos constantemente con laboratorios e institutos de investigación para seguir desarrollando nuestros productos y ampliar nuestra ventaja de conocimientos. Nuestras pinturas se exportan desde aquí a destinos de todo el mundo. Nuestras delegaciones y distribuidores asociados ofrecen un apoyo y asesoramiento óptimos en cada país concreto.

Estamos a su servicio

La calidad, la responsabilidad y el servicio no son sólo palabras que utilizamos, sino que forman parte de nuestra filosofía empresarial practicada.

Hacemos un seguimiento individualizado de sus proyectos y de cada pedido específico, hasta su finalización. Al elegir el material ideal y el método correcto de aplicación, juntos lograremos el mejor resultado posible para su proyecto. Nuestros delegados le ayudan en la obra, por ejemplo

  • Comprobación de soportes
  • Asesoramiento y toma de muestras de color en el edificio
  • Análisis de laboratorio y propuestas de actuación para proyectos de rehabilitación
¿Qué hace que las pinturas KEIM sean tan especiales?

Las principales ventajas de las pinturas minerales KEIM de un vistazo

Duraderas y de color estable

No es ningún problema que una pintura de fachada de KEIM dure al menos 20 años, tanto en términos de apariencia como de funcionalidad. Pueden durar fácilmente el doble, y de hecho, algunas fachadas con KEIM tienen 100 años. Sólo contienen pigmentos inorgánicos resistentes a la luz. Esto significa que la pintura de fachada no se desvanece. El azul sigue siendo azul, incluso décadas después.

Extremadamente transpirables

Ideales cuando se trata de la transpirabilidad: las pinturas de silicato de KEIM son extremadamente permeables al vapor. Cualquier humedad presente en el edificio se emite rápidamente al exterior y se evita la acumulación de humedad. Esto ofrece una protección óptima contra los daños causados por el agua y la humedad. La permeabilidad al vapor y la composición alcalina dificultan la formación de algas, hongos y moho en las superficies, sin necesidad de añadir ningún tipo de biocidas. Las partículas de suciedad también tienen más dificultades para adherirse a las pinturas de silicato. Las fachadas limpias a largo plazo están garantizadas.

Ecológicas y sanas

La construcción y la rehabilitación sostenibles están en consonancia con las tendencias actuales. Los productos KEIM le permiten estar seguro ante sus clientes. Las pinturas minerales KEIM presentan un excelente perfil ecológico desde la extracción de la materia prima, pasando por la producción, la aplicación y todo el ciclo de vida hasta su eliminación. Además, nuestras pinturas para interiores no contienen disolventes, plastificantes ni conservantes. Por lo tanto, también son perfectas para las personas alérgicas y los niños. Esto ha sido confirmado por numerosos institutos de ensayos.


Para pintores

Productos recomendados

Pinturas de exterior

Pinturas de interior


Colores para hoy.
Colores para mañana.
Colores para siempre.

KEIM Exclusive
9169

Saltar al principio de la página